miércoles, 12 de enero de 2011

El Siglo de las Luces y la renovación de la cirugía

Durante el siglo XVIII, llamado el Siglo de las Luces, ningún aspecto de la vida escapó a las transformaciones gestadas e impulsadas por la Ilustración. La medicina Ilustrada, heredera de los recientes alcances de la Revolución Científica del siglo XVII, se vio completamente renovada en sus aspectos teóricos y prácticos extendiendo sus intereses a nuevas fuentes del saber, tales como la física, la química, la botánica y la anatomía. 


A partir de estos saberes se reconfiguraron los fundamentos de la práctica médica en este período: la
fisiología, entendida como el estudio del funcionamiento del organismo; la patología, dedicada a la indagación por las causas de las enfermedades; y la materia médica, encargada de la preparación, manejo y conocimiento de las propiedades de los remedios vegetales. A ello, se sumó la renovación de la cirugía, tanto en el desarrollo de nuevas técnicas como en el prestigio social de sus practicantes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario